La fotografía y los viajes, mis pasiones

 

La fotografía como pasión anidada a mi espíritu viajero se transforma en más que la captura de una imagen, deja de ser estática cuando me saca del presente para revivir maravillosos momentos. Recuerdos que alimentan mi ímpetu por conocer un nuevo lugar.

 

Destinos naturales, modernos o históricos

Por agruparlos de alguna manera, estos rondan mi cabeza cuando pienso a dónde ir. Investigo en la web y por supuesto las horas pasan volando cuando disfruto de las fotografías y comentarios que algún buen viajero dejó en su blog para compartir.

 

El mundo con su diversidad de paisajes y culturas

Me invita a recorrerlo para describir qué hay al pasar las fronteras. Cada lugar tiene energías especiales para transmitir, con bellezas particulares y sobretodo su gente, las costumbres y comidas. Son cosas que nos permiten liberarnos de paradigmas arraigados desde nuestra niñez. Hablando de ella, ésta juega un papel clave en mi deseo por recorrer el mundo.

 

Pensamientos de mi niñez

Mi infancia transcurrió en una pequeña ciudad con visitas al pueblo donde residían mis abuelos, allí viví muchos de los mejores momentos de vida. Cuando he estado en una gran ciudad mi memoria regresa allá, a los juegos del campo, sin internet ni televisión por cable y me he preguntado:

—Smeralda, ¿Cómo ibas a imaginar que todo esto existía?

Realmente era muy difícil de imaginar, pero algo tenía que haber más allá de lo que veía.

Con internet y la globalización de la información, comencé a explorar acerca de ciudades que estaban lejos de mí y se volvieron destinos por conocer. Así nació y se ha venido alimentando mi pasión por viajar y fotografiar los lugares que he tenido la fortuna de conocer. Son pocos, pero tengo las mejores intenciones para aumentarlos año tras año y por supuesto compartirlos con ustedes en mi blog.

 

Un abrazo, Smeralda.

www.000webhost.com